Algunos Conceptos Básicos

El Sistema de Sonido Básico | Micrófonos dinámicos y de condensador | Patrones de captación de micrófonos | Protección frente a las interferencias por radiofrecuencia | Acerca de la interferencia por radiofrecuencia (RFI)


El Sistema de Sonido Básico


El sistema de sonido comienza con el micrófono, donde el sonido acústico se convierte en una señal eléctrica. En el siguiente ejemplo se emplean cuatro micrófonos: uno para el podio, otro para el piano y dos para el coro (Fig. 1). Los micrófonos están conectados a un mezclador de audio donde las señales de entrada se amplifican, ajustan y combinan para generar una única señal de salida. (Si se requiere una fuente de alimentación phantom auxiliar para los micrófonos, debe situarse entre el micrófono y el mezclador).

Desde el mezclador, la señal de salida se envía al amplificador de potencia. El amplificador refuerza aún más la señal, haciéndola lo suficientemente fuerte como para activar los altavoces, que convierten las señales del micrófono de nuevo en sonido acústico.



Conceptos básicos sobre micrófonos


Micrófonos dinámicos y de condensador
Un modo de clasificar los micrófonos es la forma en la que convierten la energía sonora en una señal eléctrica. Los tipos más comunes son los dinámicos y los de condensador. En un lugar de culto, los micrófonos de condensador ofrecen varias ventajas sobre los dinámicos. En primer lugar, los micrófonos de condensador se pueden hacer mucho más pequeños (y menos visibles) que los dinámicos sin poner en peligro el rendimiento. Además, tienen mayor sensibilidad con una captación excelente, incluso a la distancia requerida por los micrófonos colgantes del coro. Presentan un menor ruido de la manipulación que los dinámicos, y su respuesta de frecuencia ampliada proporciona una reproducción del sonido más clara y precisa. Por último, los micrófonos de condensador tienen una “respuesta a transitorios” superior para una reproducción más precisa de los impulsos sonoros bruscos, como los producidos por la voz, el piano o la percusión.

Los micrófonos de condensador requieren una fuente de alimentación para sus elementos electrónicos internos. Algunos modelos pueden recibir la alimentación de una batería interna. Otros pueden recibirla de fuente phantom o remota. Las fuentes de alimentación phantom, instaladas dentro de algunos mezcladores y disponibles además como accesorios de Audio-Technica, proporcionan un bajo voltaje de CC al micrófono sobre el mismo cable apantallado de 2 conductores usado para llevar la señal de salida del micrófono. La alimentación phantom no tiene efecto sobre el sonido del sistema.

Los micrófonos dinámicos son célebres por su robustez y fiabilidad. Pueden soportar un trato bastante duro y no necesitan pilas ni fuentes de alimentación externa. Son capaces de dar una respuesta suave y ampliada, y los hay que ofrecen respuesta “a medida” en aplicaciones especiales. Muchos tienen in pico de resonancia pequeño, que los hace ideales para voces que necesitan sobresalir en la mezcla. Su nivel de salida es lo suficientemente alto como para trabajar directamente en las entradas de la mayoría de los micrófonos con una excelente relación señal-ruido. No necesitan mantenimiento regular, o muy escaso, y tratados con in poco de cuidado pueden mantener su rendimiento durante muchos años

Los micrófonos dinámicos son la elección más completa para uso en la mano por vocalistas, instrumentos con alto nivel de presión sonora, como baterías y amplificadores de guitarra, así como para aplicaciones de comunicaciones general. La desventaja estriba en que, por su diseño mecánico, los micrófonos dinámicos son por lo general grandes. La miniaturización de los micrófonos dinámicos genera una enorme reducción de la respuesta de frecuencias bajas (graves), pérdida general de sensibilidad acústica y más ruido mecánico y de la manipulación. Asimismo, los micros dinámicos pueden ser menos sensible a matices sutiles o a transitorios pequeños, y pueden tener límites de respuesta de frecuencia en frecuencias altas debido a su naturaleza mecánica.

Patrones de captación de micrófonos
Otra forma de identificar los micrófonos es por sus propiedades direccionales, es decir, su capacidad para captar el sonido desde distintas direcciones.




Los micrófonos omnidireccionales capturan el sonido prácticamente desde cualquier dirección por igual. (Fig. 2). Si bien se deben usar cerca de la Fuente de sonido dondequiera que la retroalimentación sea una posibilidad, los “omnis” ofrecen una sensibilidad reducida al ruido de la manipulación y a la respiración, lo que los convierte en ideales para muchas aplicaciones de micrófonos de pinza (o lavalier).

En un lugar de culto, sin embargo, para la mayoría de los usos son más adecuados los tipos de micrófonos unidireccionales descritos como cardioide (Fig. 3). Estos micrófonos captan el sonido mejor dentro de un área cónica de 120° desde su frontal, llamada ángulo de aceptación. Fuera del ángulo de aceptación, la sensibilidad del micrófono se reduce. Una fuente de sonido localizada a un ángulo de 90° del lateral del micrófono parecerá el doble de lejos que la misma fuente localizada directamente delante. Y, cuando la misma fuente está directamente en la parte posterior del micrófono (ángulo de sensibilidad mínima, o “nulo”), parecerá que está aproximadamente diez veces más lejos.

Si se coloca el micrófono directamente hacia a la fuente de sonido deseada, y con el ángulo nulo del micrófono orientado a un sonido no deseado (como in altavoz de refuerzo sonoro), se reducen los problemas de la retroalimentación y el eco El resultado es una inteligibilidad mejorada de la voz a una mayor distancia de trabajo.



Los modelos hipercardioides aumentan adicionalmente la distancia de trabajo gracias a sus 100° de ángulo de aceptación, proporcionando un mayor rechazo de los sonidos laterales. Los modelos MicroLine® y UniLine® de A-T ofrecen aún más cancelación lateral. Su estrecho ángulo de aceptación de 90° y su mayor salida hacen de ellos una buena elección para una captación del sonido más distante. También mejoran la claridad en los entornos reverberantes o ruidosos. Un patrón de micrófono bidireccional o de figura en ocho, con dos lóbulos iguales opuestos 180 grados, es igualmente sensible al sonido que procede de la parte frontal y trasera del elemento. La Figura 4 resume el rendimiento de los diferentes patrones de captación.

Tecnología UniGuard® de Audio-Technica

Protección frente a las interferencias por radiofrecuencia
Las interferencias por radiofrecuencia pueden oírse como un zumbido, in crujido o incluso como una voz no deseada de una emisora de radio cercana. Con la proliferación de teléfonos móviles, ordenadores y otros tipos de tecnologías, la molestia de la interferencia por radiofrecuencia (RFI) en sistemas de sonido es un problema mayor que nunca.

Audio-Technica ha desarrollado una innovación de diseño –UniGuard®– que protege los micrófonos Engineered Sound® y UniPoint® de la interferencia. La tecnología UniGuard actúa como si hubiera una pantalla protegiendo los micrófonos, creando un refugio seguro de RFI.

La tecnología UniGuard está formada por 13 patentes de Audio-Technica individuales, un sistema completo para la protección contra RFI que afecta a todos los aspectos del diseño y producción de las líneas Engineered Sound y UniPoint de A-T de micrófonos de condensador en miniatura para instalaciones de sonido.

Cada micrófono UniGuard es un recinto completamente apantallado que ofrece puntos de conexión sin pintura, así como protección RFI y filtrado personalizados en todos los conectores de entrada y de salida. Audio-Technica también ha mejorado la terminación de protección de cada micrófono para resolver el problema del pin 1, una causa común de interferencia por radiofrecuencia en los micrófonos de condensador.

Acerca de la interferencia por radiofrecuencia (RFI)
Las fuentes de RFI abarcan toda una variedad de aparatos que va desde los teléfonos móviles y otros dispositivos de comunicación inalámbricos a retransmisiones de AM, FM y televisión, así como el ruido radiado de la iluminación. Los dispositivos de comunicación inalámbricos son especialmente responsables ya que por lo general se utilizan muy próximos a los micrófonos de condensador en configuraciones de instalaciones de sonido, y operan en longitudes de onda muy cortas que resultan especialmente difíciles de filtrar y proteger.

Continuar a la siguiente sección (Aplicaciones Específicas)
Regresar a Contenidos